La falta de claridad en el programa de verificación vehicular, más allá de generar un beneficio al medio ambiente, se estaría instrumentando una fábrica de corrupción, aseguró el diputado del Partido del Trabajo (PT), Baltazar Gaona García.

El legislador local presentó un punto de acuerdo en donde se exhorta al titular del Poder Ejecutivo del Estado, a fin de que, en uso de sus facultades, instruya al Titular de la Secretaria de Medio Ambiente, Cambio Climático y Desarrollo Territorial, así como al titular de la Procuraduría Ambiental del Estado de Michoacán de Ocampo para que suspendan de manera indefinida, “el programa de verificación vehicular”, hasta que no se revisen de manera puntual las reglas de operación y se den a conocer a la ciudadanía de manera clara y oportuna, así como dar a conocer los beneficios de este programa, pero sobretodo evitar que este programa aliente a la corrupción.

Baltazar Gaona refirió que se debe de actuar en un plan integral con los municipios para fortalecer el medio ambiente, crear estrategias que vayan desde el correcto tratamiento de aguas residuales, así como el tratamiento de residuos sólidos y estrategias para reducir la emisión de gases de fuentes móviles y fijas, transitar a energías renovables.

“Resulta que al día de hoy no se han llevado acabo las políticas públicas orientadas a reducir la emisión de contaminantes atmosféricos establecidos dentro del Programa de Gestión para mejorar la calidad del aire en el Estado de Michoacán, el cual fue elaborado, para el periodo del 2015 al 2024, que contempla de manera integral instrumentos y herramientas de gestión”, añadió.

Gaona García, indicó que de acuerdo al artículo primero del programa de verificación vehicular, los ciudadanos que tienen vehículos con placas del estado de Michoacán, son los únicos que están obligados a la verificación; ahora bien, tomando en cuenta ya los altos costos de los tramites vehiculares y agregar la verificación obligatoria, esto podría provocar que muchos ciudadanos decidieran, tramitar las placas de sus vehículos en otros estados y con eso, aparte de que los tramites les serían más económicos, se estarían evitando el difícil trámite de la verificación, lo cual impactaría en la recaudación ya contemplada.

En ese sentido, el diputado petista también señaló que existe una falta de difusión sobre el programa de verificación vehicular y no hay claridad en la operación del mismo.

“Falta de claridad en el programa de verificación vehicular, más allá de generar un beneficio al medio ambiente, se estaría instrumentando una fábrica de corrupción, esa falta de claridad se prestará para la clásica “mordida”, a cambio de la calcomanía de verificación o a la falsificación de la misma, así mismo, se prestará para que los agentes de tránsito y policías, que sean malos servidores públicos, soliciten a los automovilistas, una ayuda económica para dejarlos circular sin verificación”, finalizó.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.