Luego de que el Gobierno del Estado generará una minuta con el sector empresarial para analizar el incremento de impuesto sobre nómina en el estado, integrantes del Centro Michoacano de Evaluación aseguraron que este incremento del 2 al 3 por ciento que se plantea se establezca en la Ley de Ingresos de 2018 representa un abuso para el sector que anualmente aporta los impuestos correspondientes.

Según la minuta los recursos generados por este incremento servirán para generar un fideicomiso que permita fortalecer al C5 y por tanto mejorar la seguridad en el estado, con el acuerdo de que no sean de libre disposición para que la Secretaría de Finanzas pague cualquier tipo de deuda; sin embargo según América Barcenas Ortega, integrante del Cemide, la administración estatal tiene un antecedente poco confiable sobre transparencia y rendición de cuentas.

La integración de la reunión para establecer la minuta se llevo a cabo entre algunos representantes de cámaras empresariales tales como la COPARMEX e integrantes del Consejo Coordinador Empresarial, sin embargo el CEMIDE aseguró que la gran mayoría de los empresarios del estado se encuentran inconformes con el incremento de este impuesto ya que además de la afectación económica que representa, en 2015 cuando se llevó a cabo el incremento al 2 por ciento actual los recursos obtenidos no se usaron para lo que les prometieron.

Finalmente aseguraron que éste aún no es el momento para implementar acciones legales; por el contrario lo que buscan es hacer conciencia en el legislativo y ejecutivo para que se eviten estos incrementos, los cuales evitarán pagar al considerarlos injustos y excesivos.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.